Jurado popular declaró culpable a un hombre por abuso sexual

Fue declarado culpable por el jurado popular, el hombre que abusó sexualmente durante cuatro años, de la hija de su pareja en Zapala. La menor producto de los abusos quedó embarazada y tuvo que ser sometida a la interrupción legal del embarazo (ILE).

El debate comenzó el miércoles pasado y culminó ayer viernes, con los alegatos de clausura de las partes y el veredicto de culpabilidad emitido por el jurado, compuesto por seis mujeres y seis hombres. La resolución fue por unanimidad y tras una deliberación que mantuvieron de aproximadamente 1,30 horas.

El jurado avaló el pedido de la fiscal jefa Sandra González Taboada y de la fiscal del caso Laura Pizzipaulo, quienes le solicitaron por la mañana y durante el alegato de clausura, que lo declare “culpable” por los delitos de abuso sexual simple continuado en concurso real con abuso sexual con acceso carnal continuado, ambos agravados por ser cometidos contra una menor de 18 años de edad aprovechando la convivencia preexistente, todo en carácter de autor.

Leticia Lorenzo fue la jueza técnica que estuvo a cargo del debate, encargada de darle al jurado las instrucciones generales y particulares del caso que fueron elaboradas por las partes

“No duden en reconsiderar sus propias opiniones. Modifiquen sus puntos de vista si les convencen los dados por otra persona. Pero no abandonen sus honestas convicciones sólo porque otras personas piensen diferente. No cambien de opinión sólo para terminar rápido con el caso. Su contribución a la administración de justicia será darle a este caso un veredicto justo y correcto. Cada uno de Ustedes debe decidir el caso de manera individual. Sin embargo, deben hacerlo sólo después de haber considerado la prueba conjuntamente con los demás Jurados y de haber aplicado la ley tal cual yo se las explicaré”, les dijo.

También remarcó que “deben tener presente que para tener por probados los hechos deben estar convencidos más allá de toda duda razonable de los mismos. Si tras su deliberación no les hubiese sido posible resolver las dudas razonables que tuvieran sobre la prueba, deberán decidir en el sentido más favorable al acusado”.

El defensor de los derechos del niño y el adolescente Claudio Alderete, que interviene como querellante institucional, y los abogados Germán Zúñiga y Julio Álvarez, que intervienen como querellantes particulares, habían adherido al requerimiento de la fiscalía.

Este juicio por jurados, fue el primero que se realiza en el año bajo esta modalidad y el número 45 desde que se implementó la Reforma Procesal Penal en la provincia.

Los abusos ocurrieron en el período comprendido entre agosto de 2014 y agosto de 2018. El acusado abusó sexualmente de la hija de quien en ese momento era su pareja, dentro de la vivienda familiar que compartían en una localidad cercana a Zapala.

Producto de los abusos, la víctima quedó embarazada, razón por la cual salieron a la luz los abusos. El embarazo fue legalmente interrumpido y luego se realizó una pericia de ADN que confirmó la paternidad del imputado.

Etiquetas del artículo:
· ·
Categorías de los artículos:
Actualidad

No se permiten comentarios