El tren desaparecido en la desidia del Estado

Si alguien quiere una medida, un parámetro, para establecer el nivel de credibilidad del Estado respecto de los servicios públicos, debería acudir al Tren del Valle como unidad referencial ineludible. No debe haber otra muestra más grosera y evidente sobre cómo un servicio público -anunciado en su momento con fanfarrias y motivo de reivindicación histórica- se deja de prestar, desaparece, sin que nadie de una explicación más allá de la elementalidad ni se informe con precisión sobre su eventual retorno.
El servicio de tren entre Cipolletti y Neuquén se “suspendió” en el último día de enero de este año. ¿El motivo? Los frecuentes desplazamientos, por choques de camiones excedidos de la altura máxima tolerada, del puente sobre la ruta 151, a escasos metros de la rotonda con la ruta 22. Desde entonces, nada se ha dicho de manera concreta y convincente. Salvo una desvaída comunicación de que “se bajará el nivel de la ruta”, hecha por el intendente de Cipolletti, Claudio Di Tella, a principios de abril, y anunciando que tal obra se haría “en cuatro meses”.
Mientras, la gente no puede viajar más en tren. Mientras, el abundante personal de Ferrocarriles Argentinos dedicado a las tareas pertinentes a cuando el tren funcionaba, se supone que sigue cobrando sus sueldos: ¿a quién le importa que el Estado pierda plata en servicios no prestados?
El tren que restituyó el gobierno de Cristina Fernández, con Florencio Randazzo como ministro de Transporte, en julio de 2015, funciona solamente ahora en el tramo Neuquén-Plottier. Ha perdido, así, su razón de ser más importante, la unión entre dos provincias a través del primer puente que cruzó el río Neuquén, construido y puesto en funcionamiento en 1902, hace 120 años, cuando el ferrocarril en Argentina era mucho más importante que ahora, regenteado por compañías inglesas.
En este mayo de 2022, la estación de ferrocarril de Cipolletti volvió a estar cerrada. Ni siquiera se atiende para cargar la tarjeta SUBE.

Rubén Boggi

Etiquetas del artículo:
·
Categorías de los artículos:
Actualidad

No se permiten comentarios