Ómnibus que traen virus y polémica, y otras menudencias

Pleno verano, vacaciones condicionadas, pandemia que sigue más allá de la llegada de la vacuna contra el coronavirus. En este contexto, la política y la realidad siguen interactuando, a veces por corredores impensados. Veamos:

Enero no da respiro. Y si se trata de ser funcionario responsable del área de Salud, mucho menos. El aumento de contagios en Neuquén es un tema obligado dentro del gabinete provincial, y en cada sobremesa de las familias neuquinas. Hay preocupación por lo que suceda a futuro y también por la falta de apego de los más jóvenes al respeto de las normas establecidas para protegerse del Coronavirus. Lo cierto es que el virus ha tocado la casa de muchos funcionarios, también del área de Salud. Una de las jóvenes integrantes de una familia con esa vinculación, contrajo COVID-19 durante su viaje de egresados a Villa Carlos Paz. La joven está bien, pero su madre es la comidilla de todos los comentarios y también de cuanto sarcasmo se pueda imaginar.

En el mismo ómnibus, que llegará a Neuquén la madrugada de este domingo, también viaja un familiar directo de una reconocida personalidad de los medios neuquinos, muy enfrentada a la forma en que Salud de la provincia ha manejado la situación en la pandemia. Es difícil de imaginar las horas previas al arribo de los jóvenes egresados en la ETON, el reencuentro con sus padres y demás espectadores. El protocolo es estricto y no permite contacto con infectados. Nada dice de los sanos, pero en este caso las viejas diferencias quizás sean mucho más fuertes que el mismísimo Coronavirus.

Concluyó un nuevo año y CALF no pudo llevar a su arbolito de navidad el prometido contrato de concesión del servicio eléctrico en la ciudad de Neuquén.  Tampoco para Reyes. Pasó la gestión de Horacio Quiroga, y la renovación del contrato no se pudo alcanzar. Llegó a intendencia Mariano Gaido y prometió terminar con la espera de manera inmediata. Las palabras sonaron con autoridad, pero se dilataron después en el tiempo. Lo cierto es que otro año ha pasado y el contrato de concesión no aparece. Algunos mencionan motivos técnicos, otros dicen que hay algunas objeciones económicas en los gastos y los más dañinos se meten en especulaciones políticas internas involucrando a actuales directivos de la cooperativa y a funcionarios y colaboradores del municipio capitalino. Pero, en realidad, nadie, o muy pocos, conoce exactamente qué es lo que pasa.

A más de un año del fallecimiento del intendente Horacio Quiroga muchas fueron las dudas que quedaron dando vueltas. Se dice que la disputa por la sucesión de bienes es todo un tema y que, salvando las distancias, estaría a la altura de lo que sucede entre los herederos de Diego Armando Maradona. Los sectores en pugna, bien diferenciados, serían tres; y otros externos con fuertes intereses estarían terciando entre los contendientes directos. Esto recién empieza, y se prometen novedades y vendettas por doquier.

Y si se habla de la herencia de Pechi, no se puede eludir el tema político. Se comenta que Jorge Sobisch es el dirigente que ha sumado varios porotos para su rincón, y estaría armando masa crítica para comenzar a referenciar en ese espacio. Desde la Democracia Cristiana, quien fuera tres veces gobernador y una intendente, teje un entramado político que involucra a varios referentes del espacio que lideró Pechi. Se comenta que la construcción está muy avanzada y que durante las primeras semanas de febrero el nuevo espacio político será presentado en sociedad.

Etiquetas del artículo:
·
Categorías de los artículos:
Chimentos

No se permiten comentarios