Ex cirujas se adueñan de la basura capitalina por 8 años

Un audaz paso político-institucional dio el intendente Horacio Quiroga este jueves, al conceder en comodato la planta de separación de residuos del Complejo Ambiental de Neuquén (CAN) a una cooperativa integrada por las personas que se dedicaban, en el viejo basural, a las actividades de “cirujeo”.

Desde el lunes, los integrantes de la cooperativa, denominada “La Colonia”, comenzarán a operar en la planta.  El convenio tendrá una duración de ocho años, con posibilidad de prorrogarse uno más, y le dará todas las atribuciones a la entidad para que la administren, hagan uso de las instalaciones, y comercialicen los residuos que se reciclen.

La Municipalidad les entregó toda la maquinaria, la ropa de trabajo y la planta con todas las medidas de seguridad exigidas para este tipo de tareas.

Además, el municipio acompañó en todo el proceso de conformación de la cooperativa, ayudó a cada uno de sus integrantes en todo el proceso administrativo para la inscripción en la AFIP, el acceso al monotributo, y la entrega de documentación.

“Empezamos por recuperar confianza donde reina la desconfianza, porque vienen de una actividad muy informal. Queremos convertir en formal esta actividad, incorporar tecnología, seguridad y entregar la planta de separación en el marco de un contrato que está basado en la confianza”, les dijo Quiroga a las autoridades de la entidad.

Quiroga recordó el panorama que se encontró cuando asumió su gestión por primera vez, momento en que los residuos se quemaban. “Cuando asumí era una foto complicada y ahí aparecieron ustedes que eran parte de la postal, pero la ciudad llevó adelante esta acción que es saber qué hacer con la basura. Hicimos el Complejo Ambiental, y a mí me llena de ilusión que esa parte de la postal que se superó con el CAN, vaya de la mano con quienes trabajan ahí”.

Para concretar con éxito este camino, Quiroga solicitó a los vecinos que separen la basura en origen entre secos y húmedos. “Queremos contar con la solidaridad de los vecinos y que dispongan los residuos y que sepan que hay operadores en el centro de disposición final que viven de la separación de la basura”.

Emanuel Riba, subsecretario de Empleo y Economía Social, quien estuvo al frente de la conformación de la Cooperativa, agregó que llegar a la firma del comodato llevó mucho trabajo y esfuerzo, y agradeció a la ministra de Desarrollo Social de la Nación, Carolina Stanley, por el apoyo que dio en todo este proceso.

Todos los miembros de la cooperativa contarán con una línea de financiamiento que otorgó el ministerio de Trabajo de la Nación que “fortalece a las cooperativas que recién comienzan entregándoles un aporte no reintegrable mensual para que puedan seguir creciendo”. Ese aporte implicará unos 4 mil pesos por trabajador.

Etiquetas del artículo:
· · ·
Categorías de los artículos:
Política

No se permiten comentarios